QUÉ HACEMOS

MODELO ESCUELA INTEGRAL

Desde el Modelo Escuela Integral impulsamos a la escuela para que logre sus metas mediante tres estrategias claves:

Identificamos la interacción entre los actores y elementos clave para elevar la calidad educativa escolar a través de siete lineas de acción:

  1. Acompañamiento continuo. Creamos un vínculo de colaboración y confianza a partir de observar y escuchar necesidades, promover conversaciones y participar en los proyectos de la escuela. Impulsamos la participación corresponsable entre padres y maestros en beneficio de los alumnos.
  2. Alianzas estratégicas. Gestionamos y coordinamos alianzas con especialistas en contenidos y metodologías; con empresas, donantes y otras instituciones filantrópicas, y con las autoridades educativas a nivel local, estatal y federal.
  3. Formación para el desarrollo de capacidades. Integramos ocho líneas de acción con programas para alumnos, maestros, personal de apoyo, directores y padres de familia que promueven la colaboración, el trabajo en equipo, la relación con el entorno y el mejoramiento de los espacios escolares.
  4. Evaluación para la mejora. A partir del diagnóstico participativo y la evaluación de resultados que realizamos anualmente, identificamos necesidades y aportamos a la toma de decisiones efectivas para mejoras en las escuelas.
Llevamos estas lineas de acción a las escuelas a través de alianzas con autoridades, especialistas y sociedad civil, manteniendo respeto por la escuela, sus tiempos y sus formas, y partiendo de necesidades detectadas de manera colaborativa con la comunidad escolar. Nuestro acompañamiento es intensivo durante seis años. Contamos con un equipo profesional de campo, presente en la escuela durante todo el ciclo escolar, a cargo de implementar el modelo, dar seguimiento y acompañar a la comunidad escolar.